Noticias y eventos

Actualidad

El Govern licita por 479 millones el nuevo servicio de autobuses interurbanos de Mallorca para los próximos años

Los pliegos incluyen cláusulas sociales y se priorizarán las ofertas que eliminen los autobuses diésel y los substituyan por vehículos de gas natural y eléctricos

El conseller de Territori, Energia i Mobilitat, Marc Pons, ha presentado hoy los pliegos de licitación de las nuevas concesiones de transporte por carretera en Mallorca, aprobados por el Consejo de Administración del Consorcio de Transportes de Mallorca con fecha 28 de mayo. Los pliegos serán publicados en los próximos días en el Diario Oficial de la Unión Europea (DOUE) y así se inicia el periodo para que las empresas interesadas en operar el servicio puedan presentar sus ofertas. Los contratos de concesión de servicio público tendrán una duración de 10 años, ampliables otros 5, y el presupuesto máximo para todo el período será de 479.237.657,70 Euros (IVA incluido). Habrá tres lotes distintos a los que podrán concurrir las empresas: uno para la zona norte, otro para la zona de Llevant-Migjorn y un tercero para la zona de Ponent.

Pons ha destacado que el objetivo principal del Govern de les Illes Balears, a la hora de definir las condiciones de este servicio, “es un salto importantísimo respecto del actual modelo, poniendo al servicio de los ciudadanos un servicio adecuado a las necesidades reales actuales y futuras, más sostenible y que permita hacer del transporte colectivo por carretera una alternativa eficaz al transporte privado. Más frecuencias, un servicio más equitativo (que cubra todos los municipios), nuevas conexiones y rutas y autobuses más nuevos y menos contaminantes son algunas de las características del nuevo modelo”.

En este sentido, y con el fin de potenciar que la nueva flota esté integrada por vehículos menos contaminantes, el consejero ha explicado que se ha firmado un convenio con Redexis Gas -el presidente de la cual, Fernando Bergasa, ha participado hoy en la rueda de prensa- para hacer viable la utilización de autobuses de gas natural como principales vehículos de las nuevas flotas, potenciando también los autobuses eléctricos.
En función de este acuerdo, el Gobierno facilitará a las concesionarias del servicio cuatro emplazamientos para las cocheras (en solares que son o serán de titularidad pública) y que están ubicados en Palma (estación intermodal), Inca (estación de buses ), Felanitx (polígono) y Artà, al tiempo que apunta posibles emplazamientos de los otros puntos de suministros de gas natural.

Redexis Gas se compromete a llevar el suministro a las cuatro cocheras (excepto Artà) y a los otros posibles puntos. Así, Redexis Gas procederá, en el caso en que la empresa adjudicataria se haya comprometido a impulsar los vehículos con GNC, a hacer posible las conexiones necesarias que permitirán la disponibilidad del combustible a diferentes puntos de suministro posibles ubicados en Palma (los distintos polígonos industriales), Calvià (polígono de Son Bugadelles), Alcudia (polígono de ca na Lloreta), Santa Margalida (polígono de Can Picafort)

Garantías para los trabajadores y cláusulas sociales
Los pliegos que se han presentado hoy recogen aspectos relacionados con la descripción del servicio, así como otros aspectos importantes que las empresas licitadoras deberán cumplir. Así pues, una de las obligaciones que tendrán las concesionarias será la subrogación del personal de las actuales empresas.

Otras cláusulas sociales son, por ejemplo, la obligación de cumplir con la legislación vigente del momento en materia laboral, de seguridad social, de seguridad e higiene, de prevenciones de riesgos laborales, de igualdad de género, de inserción sociolaboral de las personas con discapacidad y de cualquier otro que sea de aplicación en el ámbito de las relaciones laborales entre una empresa y sus trabajadores. Además, también se exige establecer medidas que garanticen la igualdad en el acceso al trabajo, a la retribución, promoción, formación y permanencia, así como la prevención del acoso sexual en el trabajo y a establecer medidas que favorezcan la conciliación con la vida familiar.

El concesionario también deberá cumplir, bajo su responsabilidad, las disposiciones vigentes en materia de fiscalidad y protección del medio ambiente. También están obligados a obtener, durante el primer año de servicio, los certificados correspondientes de calidad de servicio en temas de transporte público de pasajeros, seguridad vial y en gestión ambiental.

Criterios de mejora prioritarios

La propuesta económica tendrá 51 puntos. Y la propuesta técnica: 49 puntos.

En la valoración técnica se consideran, entre otras, las siguientes mejoras:

  • Mejorar los requerimientos técnicos mínimos solicitados sobre los vehículos relacionados con la seguridad, confort, durabilidad y capacidad.
  • Introducción de más vehículos de gas natural y eléctrico, como alternativa al Diesel.
  • Ampliación de la flota mínima de nueva adquisición requerida. Recordamos que ya se prevé un 67% de buses nuevos.

Mayor fiscalización

El nuevo modelo de gestión facilita una mayor fiscalización del servicio mediante penalizaciones por el incumplimiento del mismo que quedan recogidos en los pliegos del concurso.
Por ejemplo, puede haber penalizaciones si no se alcanza el umbral de pasajeros previstos para cada lote y bonificaciones si se supera.

Este nuevo modelo de concesiones supone un cambio radical respecto de las concesiones actuales y gira hacia un aspecto que es fundamental: es la administración la que ha definido el modelo y todo el detalle del servicio, las condiciones y es también quien puede imponer cambios en función de las necesidades que surjan. El Gobierno apuesta por mejorar el servicio de transporte público por carretera de manera importante, y lo hará con un modelo que prioriza el interés general.

La licitación de los nuevos servicios se hace en el marco del Plan Insular de Servicios de Transporte Regular de Viajeros por Carretera (PISTRVC), que tiene por objeto la planificación y la ordenación del transporte público en autobús de Mallorca. Las concesiones actuales vencen el 31 de diciembre de 2018, y este hecho ofrece la oportunidad de incrementar el servicio y mejorar la calidad de la oferta.

La redacción de los pliegos se basa en el Proyecto que fue aprobado el pasado 26 de marzo. Conviene recordar que el Anteproyecto previo pasó por un proceso de exposición pública durante el cual se recibieron alegaciones, algunas de ellas, incluidas en el Proyecto definitivo.

Consulten los pliegos de licitación de las nuevas concesiones de transporte por carretera en Mallorca.